Vallarta Sport, Puerto Vallarta, Jalisco. Mexico

Si Cupido fuera bailarín





Israel Andalón
Maestro de Baile, tango, salsa y Zumba en México India y Brasil.

Si Cupido fuera bailarín, no sería tan poco generoso en concederles el amor a todos aquellos corazones rotos que buscan aprender a bailar con el fin de encontrar pareja o a todos aquellos matrimonios que buscan reavivar la llama de la pasión a través de clases de tango o de danzón.

En estos 11 años que llevo impartiendo clases de baile y fitness, sobretodo en mis clases de baile de salón, han desfilado numerosos casos de amores y desamores que ameritan un análisis profundo del tema, y que mejor que en el marco del 14 de febrero para describirlo.

En primer lugar existen corazones rotos que tras el sabio consejo de algún transeúnte, deciden tomar clases de baile de salón con el fin de: 1) Olvidar sus penas y aprender a hacer algo que les gusta ó 2) encontrar el amor. En el caso 1, al practicar una actividad que les gusta y disfrutarlo, se convierten en personas más interesantes y con mayor autoestima y esto los hace ser personas atractivas terminando de novios o hasta de esposos de algún otro alumno. He sido testigo de varios alumnos que terminan felizmente casados. En el caso 2, las personas que asisten solamente por encontrar pareja, terminan siendo los acosadores del grupo, los que casi no van o de plano los desertores.

En segundo lugar, hay parejas de novios o esposos que acuden porque le buscan dar una salida a la monotonía. Este grupo de alumnos, de acuerdo a mis compañeros maestros de baile en Vallarta y yo, son menos constantes ya que uno de los dos, generalmente el hombre, pierde rápido el interés o alguno de los dos, la mujer por lo regular, se vuelve muy impaciente con él. Lamentablemente me ha tocado incluso ver divorcios en parejas que buscaban reconciliación donde curiosamente, el despechado o despechada, termina convirtiéndose en experto de baile ya estando separados.

Si Cupido fuera bailarín insisto, haría que el amor siempre fuera encontrado por aquel que entrara a clases de baile. Pero la única conclusión a la que puedo llegar, es que debes “amar” bailar para poder ser flechado con mayor facilidad en la pista de baile.


14 de febrero de 2011

 
En Puerto Vallarta no hay clases de Clavados?
 
 
Evita respirar con la boca cuando corras
 

COMENTARIOS RECIENTES





ضع أعلانك هنـأ